El Friendslegado

Miércoles, 2 de Julio del 2014     |    Por Javi DC

El Friendslegado

Ocupa las primeras posiciones en todas las listas de mejores series de la historia, y sobre todo en la de nuestros corazones. Friends, nos ha dejado una huella imborrable a alguno de nosotros, y nos ha enseñado muchas cosas. Por eso hoy queremos hacer nuestro pequeño homenaje a esta gran serie y a todos sus seguidores, en su 20 aniversario.

Friends ha sido y será recordada como "la serie". Porque verdaderamente no querías que acabara nunca. No querías que llegase a ningún sitio. Solo querías volver a ver a los seis protas compartiendo contigo su vida. Simplemente eso. Cada uno de nosotros tenía un personaje favorito, que en ocasiones coqueteaba con cambiar a otro de ellos, pero siempre volvías y decías: "no no, mi favorito es Chandler". Y es que esta serie conquistó a todo el que la vió. Fue una época dorada en la que un guión sublime y unos actores en estado de gracia, eran capaces de todo.

Durante las diez temporadas que duró la serie, los espectadores hemos ido aprendiendo cosas que hoy en día seguro que no usamos a modo de reglas fundamentales, pero que sí forman parte de algo nuestro, muy profundo y que siempre está presente. No solo aprendimos a nivel televisivo, sino también a nivel personal. Friends era capaz de juntar delante de la tele a hermanos que se odiaban, parejas que no se hablaban, amigos que no se veían y hacer el silencio durante una comida o cena. Los 22 minutos que duraba cada capítulo eran sagrados para sus fans, que se vieron perdidos cuando el telón bajó.

1.- El que la sigue la consigue

Ya sabemos que es solo una serie, pero después de 10 años en antena, al final los personajes eran parte de nuestra vida. Y los guionistas sabían que lo que pasara al final de la serie tenía que ser un reflejo de lo que de verdad queríamos todos los fans. Por eso, en el último momento, los guionistas de la serie decidieron que Ross y Rachel juntaran de una vez por todas sus caminos. ¿Por qué? Pues porque hay veces en la vida que dos personas están condenadas a entenderse, aunque no lo parezca y aunque no lo crean acabará pasando. Ross siempre estuvo al lado de Rachel, aguantó de todo. Tuvo sus idas y venidas, sus ligues, sus novias, pero siempre fue fiel a la idea de que el amor de su vida era Rachel. Por eso, el final de la serie no es más que un ejemplo de que la perseverancia y la paciencia dan sus frutos. Aún así yo no dejo de imaginarme si, a día de hoy, Ross y Rachel siguen discutiendo sobre si se estaban tomando un descanso...

2.- La amistad está por encima de todo

Durante toda la serie vimos como Chandler le robaba la novia a Joey (que acaba con el primero metido en una caja a modo de disculpa), luego Joey se liaba con Rachel, Ross con la novia de Joey, Phoebe y Mónica discutían por su chico "en coma"... Pero ninguno de estos problemas llegó romper su amistad. La madurez que demostraron los guionistas a la hora de solucionar todos estos problemas nos hizo ver que muchas veces en la vida hay que hacer lo que Ross hizo popular como "pasar página". Seguir adelante con tu vida, y dejar que tus amigos sean felices. En Friends todo se solucionaba con un café, un símbolo de como dos amigos no necesitan más que un momento para entenderse. La serie siempre mandó el mensaje de que el rencor era lo que destruía las amistades, y fue una gran lección para los fans que seguramente, se encontrarán con alguna de estas situaciones en su vida. 


 

3.- Las series PUEDEN acabar bien

Ya viene siendo habitual que las series más exitosas de los últimos años tengan unos finales bastante polémicos. Es como si los guionistas no fueran capaces de poner un punto y final digno por miedo a las críticas o a no ser justos con su obra. El mito del final feliz se abolió durante mucho tiempo en las series, pasando a crear directamente series con antihéroes, mucho más fáciles de ajusticiar. Pero en los últimos años, el grado de decepción de los finales ha sido épico. Lost, Dexter, Como Conocí a Vuestra Madre... Todas estas series de gran éxito han tenido finales decepcionantes tanto para la crítica como para el público, que aún sigue mirando hacia atrás recordando el final de Friends. Un final normal, sin aspavientos, sin sorpresas, sin trucos finales, solo dejar correr lo que ya existía y decir adiós como de costumbre. Pocas series has conseguido un final "digno" (The Wire, Breaking Bad...), pero Friends fue la primera que puso fin a toda una era sin perder los papeles y saliendo por la misma puerta de siempre.

4.- El humor como forma de vida

Chandler, un personaje acomplejado desde niño por su nombre, sus padres, sus amigos, su forma de vida, encuentra a Ross en la universidad y a Joey en Manhattan. Siendo el más lúcido de los tres consigue desarrollar su humor como mecanismo de defensa, pasando a ser el más bromista de todos. Su humor constante, aplicado a cada cosa que hace o dice, es un ejemplo de que en la vida, la risa es la mejor medicina. Tomárselo todo con humor y ver siempre el lado cómico hasta de tus propias desgracias, es uno de los grandes regalos que nos ha dado este personaje. Incluso en sus peores momentos Chandler era capaz de reírse de sí mismo, solo hay que ver el capítulo en el que les roban en casa y tienen que ver la tele sentados en una canoa en mitad del salón. Por eso Chandler siempre fue uno de los personajes más queridos por la audiencia y gracias a ese humor consiguió enamorar a un "imposible" para él como era Mónica. Con humor, todo se puede solucionar.

5.- La vida es una aventura

Cuando pisé el casino Caesar Palace en mi viaje a Las Vegas, lo primero que se me vino a la cabeza fue a Chandler diciéndole a Mónica: "si sacas otro ocho difícil nos casamos esta noche", y como ella aceptaba el desafío. Friends nos enseñó que todo puede pasar, que nunca sabes dónde vas a estar mañana y que tu aventura llega hasta donde tú quieras. Lo más inesperado puede pasarte en cualquier momento, de quien menos te lo esperas. Te puedes enamorar de tu mejor amigo, o puedes encontrar el trabajo de tus sueños gracias a viejas amistades. El más mínimo detalle te puede cambiar la vida. Para la generación que hemos crecido delante de la tele viendo Friends, ha sido una enseñanza muy valiosa y con los años creo que le vamos sacando provecho. 

Quitarse el sombrero ante los guionistas de la serie sería poco, después de todo lo que nos han dado. Un pedacito de sus experiencias personales, locuras y realidades, compartidas en pequeñas dosis. Sé que solo es una serie, que solo eran personajes, y que todo es ficción al fin y al cabo. Pero si tras diez años desde que acabara, sigues echando de menos a Ross, Rachel, Chandler, Mónica, Joey y Phoebe, es porque de algún modo, siempre formarán parte de nuestras vidas. 

 

Enviar por WhatsApp

Este artículo lo ha escrito...

Javi DC

Javi Del Campo (Madrid, 1983). Criado entre Steven Spielberg y Los Héroes del Silencio, de alguna manera estaba destinado a caminar sobre esa pequeña linea que separa al mitómano del friki. Amante... Saber más...